miércoles, 30 de agosto de 2017

El seguro de hogar: tipos y condiciones

Este es el seguro que contratamos para cubrir los daños que tengamos en nuestra vivienda producida por todo tipo de situaciones tales como incendios, inundaciones, roturas de muros y todo tipo de accidentes domésticos. Existen dos tipos de seguros para el hogar dependiendo de lo que estemos asegurando.

Casa asegurada

Cuando aseguramos nuestro hogar, estamos asegurando por una parte la construcción en sí y todo lo que es del inmueble como el suelo, paredes y demás, o Continente, y por otro lado todas nuestras pertenencias que están dentro de la casa, como por ejemplo muebles y enseres, o Contenido.

En la póliza de seguro tienen que estar especificados las condiciones del seguro y los riesgos que cubre. El importe del seguro entonces varía según el valor de nuestra casa y los bienes asegurados así como de los diferentes tipos de servicios y riesgos que vallamos a contrata en la compañía.

Así, se pueden diferenciar dos tipos de seguros: el multirriesgo que cubre una serie de riesgos específicos incluidos en la póliza, y el seguro todo riesgo, que cubre todo salvo los conceptos que están excluidos en los términos de la póliza.

Lo último en seguros de hogar son los de libre elección, gracias al importante ahorro que esto supone para la persona que contrata el seguro; esta variedad de seguros que ya ofrecen la mayoría de compañías aseguradoras, da la posibilidad a sus cliente de elegir que es lo que quieren asegurar específicamente de su hogar, eliminando así objetos asegurados de la póliza que seguro nunca vamos a necesitar, lo que abarata mucho el precio del seguro; este tipo de seguros en realidad es una modificación de los que ya se usan hace tiempo en el sector de los automóviles, y que han tenido gran aceptación entre los usuarios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario